Oxidine logo

Los cloratos en la industria de alimentación: origen y consecuencias

¡Solicita ya una consultoría sin costes!
Comunicaciones(Obligatorio)
Aceptación privacidad(Obligatorio)
Este campo es un campo de validación y debe quedar sin cambios.
Oxidine Water Technology Icono calendario
8 abril, 2024

Introducción

En la industria alimentaria, es fundamental comprender los distintos compuestos químicos que pueden incidir en la calidad y seguridad de los productos. Entre estos compuestos se encuentran los cloratos, los cuales pueden tener consecuencias significativas en dicho ámbito. En este artículo, exploraremos el origen de los cloratos y sus implicaciones en diversas ramas de la industria alimentaria.

¿Qué son los Cloratos?

Los cloratos son sales de cloro que se emplean en diversos sectores industriales. Su presencia en los alimentos suele ser derivada de la actividad humana. Históricamente, los cloratos se han utilizado en la fabricación de productos químicos, desinfectantes y agentes de limpieza.

Origen de los Cloratos en la Industria de Alimentación

La principal fuente de cloratos en los alimentos está relacionada con el uso de agua clorada en los procesos de producción y limpieza de la industria alimentaria. El agua clorada puede contener trazas de cloratos que se transfieren a los alimentos durante el procesamiento y enjuague.

Implicaciones en la Industria de Alimentación

La presencia de cloratos en los alimentos puede acarrear consecuencias negativas en la calidad y seguridad de los productos. Algunas de estas implicaciones abarcan:

  • Riesgo para la salud: Los cloratos pueden resultar perjudiciales para la salud humana si se ingieren en cantidades elevadas. Se ha comprobado que altas concentraciones de cloratos pueden afectar la función tiroidea y causar problemas en el sistema nervioso.
  • Cumplimiento normativo: Los cloratos están sujetos a regulaciones por parte de las autoridades sanitarias y alimentarias en numerosos países. Las empresas alimentarias deben respetar los límites establecidos para garantizar la seguridad de los productos y cumplir con la normativa vigente.
  • Reputación de la marca: La presencia de cloratos en los alimentos puede perjudicar la reputación de una marca. Los consumidores están cada vez más preocupados por la seguridad y calidad de los productos que consumen, por lo que es esencial que las empresas alimentarias tomen medidas para evitar la presencia de cloratos en sus productos.

Implicaciones de los cloratos sobre la salud

Los cloratos pueden plantear problemas de salud cuando se encuentran en los alimentos. Aunque su impacto puede variar según el caso, existen preocupaciones generales sobre cómo afectan a distintos tipos de alimentos como frutas, verduras, lácteos, entre otros.

  • Frutas y verduras:
    • Las frutas y verduras pueden exponerse a cloratos a través del agua de riego o durante el lavado. Niveles elevados de cloratos en estos alimentos pueden representar un riesgo para la salud.
    • La ingestión de frutas y verduras contaminadas con cloratos puede tener efectos negativos en el sistema nervioso y la función tiroidea.
  • Lacteos:
    • Los lácteos pueden contaminarse con cloratos si se utilizan productos químicos que contienen cloratos en el proceso de limpieza de los equipos de producción.
    • La presencia de cloratos en los lácteos puede ser perjudicial para la salud si se consumen en grandes cantidades. Es esencial que los productores sigan las regulaciones para garantizar la seguridad de los productos.

La legislación sobre cloratos

La legislación sobre cloratos y percloratos varía según el país y la región. Algunos aspectos destacados de la legislación incluyen:

  • Legislación de Cloratos:
    • En la Unión Europea, se establecen límites máximos de residuos para el clorato en alimentos a través del Reglamento (CE) nº 396/2005.
    • En cuanto al agua potable, se fija un valor máximo de cloratos de 0,25 mg/l.

Desde 2008, todos los plaguicidas que contienen cloratos están prohibidos en la legislación de plaguicidas.

  • Legislación de Percloratos:
    • En la Unión Europea, el Reglamento (UE) 2020/685 de la Comisión establece medidas para proteger la salud pública en relación con la presencia de perclorato en los alimentos.
    • Este reglamento modifica los límites máximos de residuos de perclorato en ciertos alimentos.

Es esencial estar al tanto de la legislación vigente y consultar las regulaciones específicas de cada país o región para obtener información actualizada sobre la legislación de cloratos y percloratos.

Medidas de Prevención y Control

Para evitar la presencia de cloratos en los alimentos, las industrias alimentarias deben:

  • Usar agua de calidad: Utilizar agua de calidad en los procesos de producción y limpieza, evitando el uso de agua clorada que pueda contener altos niveles de cloratos.
  • Control de procesos: Implementar controles rigurosos en los procesos de producción para minimizar la contaminación cruzada y asegurar la calidad de los productos.
  • Análisis y monitoreo: Realizar análisis periódicos para detectar la presencia de cloratos en los alimentos y tomar medidas correctivas en caso de superar los límites establecidos.

Importancia de la trazabilidad en alimentos

La trazabilidad en alimentos desempeña un papel crucial en la identificación y seguimiento de los cloratos a lo largo de la cadena de suministro. Algunos aspectos relevantes son:

  • Permite a los productores y autoridades sanitarias identificar posibles fuentes de contaminación y tomar medidas para garantizar la seguridad alimentaria.
  • Los productores deben implementar sistemas de trazabilidad para registrar información detallada sobre el cultivo, la cosecha y el procesamiento de los productos.
  • La colaboración entre los actores de la cadena alimentaria es esencial para asegurar una trazabilidad efectiva.

Conclusión

Los cloratos representan compuestos químicos con implicaciones significativas en la industria alimentaria. Es crucial que las empresas del sector comprendan el origen de los cloratos y tomen medidas proactivas para prevenir su presencia en los productos. Al asegurar la calidad y seguridad de los alimentos, se protege la salud de los consumidores y se fortalece la reputación de las marcas en la industria alimentaria.

Si necesitas asesoramiento sobre cómo reducir los niveles de cloratos en el agua utilizada en la elaboración y procesamiento de alimentos, no dudes en contactar. Desde Oxidine analizaremos tu situación específica y te ofreceremos la mejor propuesta adaptada a tus necesidades para garantizar la seguridad y calidad de tus productos.

Últimas noticias

Casos de estudio
22 abril, 2024
«Transformando la Experiencia Acuática: Mejorando la Calidad del Agua en Nuestra Piscina con CISSPOOL»
Mejora de la calidad del agua en una piscina con...
Novedades
31 octubre, 2023
¿Por qué es importante la medida fotométrica en las piscinas de uso público?
La medida fotométrica en las piscinas de uso público es...
Novedades
18 octubre, 2023
Webinar NEW iSEC: el generador in situ de hipoclorito sódico para la piscina
Te invitamos a un nuevo webinar sobre nuestro producto más...
Burbujas
¡Solicita ya una consultoría sin costes
Comunicaciones(Obligatorio)
Aceptación privacidad(Obligatorio)
Este campo es un campo de validación y debe quedar sin cambios.